Pasar al contenido principal

Historias

Aire de mar salado

colocada bajo de testimonios
testimonial father daughter beach sea
testimonial father daughter sea
testimonial Branch Beach Chair sea sisters
testimonial Branch Beach Chair sea girl
testimonial Branch Beach Chair sea sisters

El tiempo es valioso, y el tiempo con mi familia es el más valioso de todos. Mi fin de semana ideal es uno sin planes, cuando podemos coger un par de sillas de playa y escaparnos a la costa. El cielo abierto y el ritmo lento de las olas son el escenario perfecto para relajarse y volver a conectarse con lo más importante.

Preparar una cesta de picnic para un día de paseo me lleva de nuevo a mi propia infancia. Hoy en día, nuestro tiempo juntos es más espontáneo, aprovechando los momentos en que no estoy de guardia en el hospital. Siempre traemos las sillas Branch de nuestro jardín. Es curioso, pero en la ciudad parecen tan contemporáneas como nuestra casa; aquí, en la playa, me recuerdan a las gaviotas, ligeras y estilizadas.

Como cirujano, tengo ojo para la precisión y para ver cómo funcionan las cosas, así que me atrae la forma impecable en que una silla de playa Branch parece flotar sin impedimentos.

Por supuesto, es tentador recostarse y dormir sin más, pero la energía de mis hijos es contagiosa. ¿Para qué es un día en la playa si no estás chapoteando, corriendo o jugando al escondite?

Mi familia está creciendo muy rápido. Días como estos me recuerdan de lo importante que son las cosas sencillas, simplemente estar juntos, las cosas sencillas en la vida, escuchar las historias de mis hijos y desear que llegue la próxima vez que estemos juntos así.

top